Lo feo de la semana, para el 4 de enero de 2020